La Comunitat de Regants de Vila-real celebra sus 150 años homenajeando a quienes lo han hecho posible


Sábado, 16 Noviembre, 2019

En el siglo y medio de su existencia ha habido 22 presidentes, más de 150 síndicos, más de 200 trabajadores, más de 1000 peones y operarios y unos 20000 comuneros


Gracias a las mejoras realizadas por el organismo, en los últimos 20 años se ha reducido un 30% el consumo

El Azud, “la casa de todos”, tal como la ha definido el presidente de la Comunitat, Pasqual Broch, ha sido el escenario que ha acogido hoy el acteo conmemorativo de los 150 años de existencia de la Comunitat de Regants de Vila-real.

Un emotivo encuentro al que han asistido la diputada de Cultura, Ruth Sanz; el director general de Agricultura, Rogelio Llanes; el secretario autonómico de Agricultura y Desarrolo Rural, Francisco Rodríguez Mulero y el alcalde de Vila-real, José Benlloch, además de presidentes y personalidades relacionadas con el mundo del riego de la provincia de Castellón.

Durante el acto, el presidente de la Comunitat ha recordado a todas las personas que han hecho posible este recorrido histórico y han conservado el patrimonio de esta entidad que “desde el 4 de octubre de 1869 ha sido el espejo de la sociedad vila-realense y ha pasado por diversas épocas con diversidad de circunstancias”.

En este sentido, el presidente asegura que actualmente, “es tiempo de sostenibilidad, eficiencia energética, utilización de energías renovables y aplicación de productos respetusos con el medio ambiente”. Y es que, este aniversario llega en el momento con mejores datos medioambientales de la entidad, como explica el presidente de la Comunitat, “durante toda la historia del sindicato, se ha trabajado por mejorar la sostenibilidad de la actividad de esta. Siempre se ha velado por una correcta distribución del agua, aunque en cada época haya ido en consonancia a los sistemas y la tecnología existente. El agua es sinónimo de vida y siempre se ha tratado como tal, cuidando todos los detalles para hacer un uso racional. Una de las funciones más importantes de la Comunitat ha sido garantizar que llegara el agua a todas las parcelas, independientemente de los factores externos y de la cantidad de agua disponble”.

Durante su intervención, Broch ha destacado que “en ocasiones, el peso económico de la Comunitat ha sido fundamental para la evolución de nuestra ciudad, y llegó a tener un gran poder en Vila-real”, pero, ha añadido “también han existido épocas muy duras como las guerras carlistas; la Guerra Civil española y las dos Guerras Mundiales”. En este período, tal como ha recordado el presidente, los bienes del Sindicat fueron incautados y algunos de sus miembros tuvieron que exiliarse por “el miedo a las represalias”.

Así mismo, Broch ha destacado que, a pesar de estas circunstancias y de otras negativas como las epiemias, heladas de 1946 y 1956, las sequías, riadas o crisis económicas, la Comunitat “siempre ha sabido responder a las innovaciones que marcaba cada tiempo”. Así, en los años 70 se revistieron más de 250 kilómetros de tierras para evitar que se desperdiciara el agua; en la década de los 90 se estableció la figura del “regador” i ya en el actual siglo se implató el riego por goteo.

Mirando hacia el futuro, Broch ha augurado que “hablando con otros regantes de la Comunitat Valenciana y del resto de España, tengo claro que los próximos conflictos vendrán por el dominio del agua. La cantidad y su reparto,la calidad y su conservación serán los causantes de futuros enfrentamientos” al tiempo que ha afirmado que “el agua no solo ha de ser incolora, inodora e insípida si no que, además, debe ser apolítica, justa y de todos”.

Además, Broch ha hecho querido realizar una “mención especial” los dos presidente vivos de la Comunitat, José Balaguer y José Pascual Carda.

Por su parte, el secretario autonómico de Agricultura y Desarrollo Rural, Francisco Rodríguez Mulero, ha trasladado en nombre del presidente de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig, “la enhorabuena y el reconocimiento al esfuerzo que hacéis cada día las personas que os dedicáis a la Agricultura”. Además, ha reafirmado las palabras del presidente de la Comunitat de Regantes y ha reiterado que “el riego tiene que ser apolítico”.

La diputada de Cultura, Ruth Sanz, ha mostrado la disposición de la Diputación para “apoyar económico a la Comunitat de Regantes y es una apuesta decidida de la entidad llevar a cabo el convenio de 40000 € con el fin de rehabilitar las pinturas del salón social del pintor Joan Bosch y que ocupan más de 600 metros cuadrados de techos y paredes”.

En la misma línea el alcalde de Vila-real, José Benlloch, ha dado las gracias a la Diputada por este convenio y ha asegurado que “el Ayuntamiento también colaborará en esta rehabilitación con cuestiones técnicas y económicamente, si hace falta”. Además, el alcalde ha considerado que el Azud es el corazón de la ciudad de Vila-real “que lanza el agua y que nos permite ser lo que somos”.

Además, Benlloch ha hecho entrega de un detalle al presidente de la Comunidad de Regantes, en reconocimiento por su 150 cumpleaños, “por su trabajo constante en el aprovechamiento de las aguas del río Mijares en beneficio de la población y cultivos y en agradecimiento por la gran dedicación de todos los presidentes, síndicos y comuneros, en su tarea de divulgación de nuestra cultura del regadío y de nuestras tradiciones”.

Sobre la Comunidad

El 4 de octubre 150 años desde que el Ministerio de Fomento aprobó el reglamento del sindicato en el que se señala la función principal de la entidad que es la administración de las aguas de riego. Así, el 15 de noviembre, este acuerdo se ratificó por el Gobernador. durante 745 años se han administrado las aguas del río Mijares que, por concesión de Jaume I, ratificada posteriormente por diversos monarcas, ha sido distribuida durante siglos según Sentencia Arbitral del Conde de Ribagorza de 1347, por la cual a la población de Vila-real le correspondían 14/60 partes del río Mijares.

La zona regable de la Comunidad abarca hoy a tres municipios Vila-real, les Alqueries y una franja del término de Borriana situada por encima de la acequia de la Tanda. Su superficie es de 2301.46 HA (equivalentes a 27.617 hanegadas). Tradicionalmente dividida en tres Turnos de riego a manta (Solaes, Cariñena y Cap de Terme) ahora, con motivo de la modernización, dividida en tres zonas, con otros tantos cabezales de riego; cuenta con alrededor de 5000 comuneros, que dan una idea del nivel de parcelación (minifundio).

celebracion 150 aniversario
celebracion 150 aniversario